Las 9 Mejores Cámaras Espías WiFi de 2020

Última actualización: 29.10.20

 

Cámara espía WiFi – Guía de compra, Opiniones y Análisis

 

Una cámara espía puede tener mucha utilidad en el área de vigilancia, ya sea para comprobar el buen comportamiento de eSN-IPC-HW01mpleados, estar al pendiente de la entrada del hogar o de lo que sucede en la habitación de los niños, por ejemplo. Una ventaja que tienen estos dispositivos es su tamaño compacto y discreto, destacando entre ellos modelos como la Rirgi Koiteck, una cámara espía capaz de grabar en alta definición con un tamaño reducido, para facilitar su ubicación. Otra buena opción podría ser también la mini cámara espía Owsoo SN-IPC-HW01, un modelo muy discreto, con visión nocturna y sensores para detectar el movimiento.

 

 

Tabla comparativa

 

Lo Bueno
Lo Malo
Conclusión
Ofertas

 

 

Las 9 Mejores Cámaras Espías WiFi – Opiniones 2020

 

Las cámaras espías WiFi tienen la ventaja de poder transmitir inalámbricamente lo captado por sus lentes, permitiendo enlazarlas con otros dispositivos para obtener visión remota. Si estás interesado en adquirir una, aquí encontrarás una selección con modelos que podrían encontrarse entre los mejores del mercado.

 

Mini cámara espía WiFi

 

1. Rirgi Koiteck Cámaras espía Oculta WiFi 1080P HD

 

Rirgi te ofrece uno de los modelos más baratos en cámaras espías WiFi con su producto de pequeñas dimensiones y diseño discreto.

Se trata del modelo Koiteck, una mini cámara espía WiFi de diseño circular con un tamaño de 3,8 x 3,8 x 2,2 centímetros, que te permitirá instalarla fácilmente en cualquier espacio sin llamar demasiado la atención.

Está equipada con una lente angular de 150° con la que podrá captar un amplio espacio de visión y, además, cuenta con un total de 8 sensores infrarrojos para ofrecer visión nocturna de calidad. Sumado a esto, puede grabar en alta definición, alcanzando resoluciones de video de 1.920 x 1080p, proporcionando imágenes fáciles de identificar en todo momento.

En cuanto a su almacenamiento, puede soportar tarjetas SD de hasta 128 GB para grabar los clips, así como también ofrecer transmisión en tiempo real a través de la aplicación para móviles.

Al ser una opción asequible y práctica, esta opción cuenta con ventajas que podrían llevar a ser la mejor cámara espía con WiFi del momento:

 

Pros

Discreta: El diseño estilo botón en compactas dimensiones, proporciona un manejo discreto.

Resolución: Con su alta resolución podrás obtener más detalles e información de lo captado.

Tarjetas SD: Admite tarjetas de memoria SD de gran capacidad, para el almacenamiento de los clips de vídeo.

Visión nocturna: Los sensores infrarrojos ofrecen visión nocturna, para poder funcionar las 24/7.

 

Contras

Autonomía: Tiene poca autonomía si se compara con lo ofrecido por otras opciones de cámaras espías WiFi.

Comprar en Amazon - Precio (€37,23)

 

 

 

2. MHDYT Mini Camara Espía Oculta WiFi Bluetooth HD 1080P

 

Una opción que podría ser considerada como la mejor cámara espía WiFi es la de MHDYT, ya que cuenta con sensores muy prácticos para una vigilancia segura.

Esta alternativa, además de WiFi, también ofrece Bluetooth por si prefieres enlazarla empleando este sistema de conectividad. Además, se destaca que puede grabar sin estar conectada al WiFi, proporcionando vigilancia constante. A su vez, podrás acceder a visión en tiempo real sin estar dentro de la misma conexión, haciendo uso de redes de telefonía estándar.

Tiene un diseño discreto con unas dimensiones de 4 x 4 x 4 centímetros y una carcasa de color negro que disimula bastante bien la lente de la cámara, de manera que no llame la atención al usarse. Sumado a esto, podrás instalar la mini cámara espía WiFi con comodidad, gracias a un soporte magnético para la base, incluido con la compra del equipo.

MHDYT tiene opciones que podrían convertirla en la mejor marca de cámaras espías con WiFi del mercado y esta opción tiene pros y contras interesantes:

 

Pros

Sin WiFi: Su capacidad le permite funcionar sin importar que se encuentre o no enlazada al WiFi.

Lente: El lente de diseño gran angular, ofrece un amplio rango de visión para la captación de video.

FPS: Es capaz de alcanzar una velocidad de hasta 30 FPS, proporcionando vídeos sin saltos.

Espejo: La compra incluye un espejo que podrás usar para cubrir la lente y así no llamar la atención.

 

Contras

Funciones: Las funciones extra ofrecidas por la cámara son un poco difíciles de manejar.

Comprar en Amazon - Precio (€41,4)

 

 

 

Micro cámara espía WiFi

 

3. Owsoo Mini Camara Espía Oculta Videocámara 1080P HD Vigilancia 2.4Ghz

 

Considerada por muchos usuarios como, probablemente, la mejor cámara espía con WiFi de relación calidad precio, el modelo de Owsoo es uno que vale la pena considerar.

Esta micro cámara espía con WiFi para cable micro USB, proporciona un funcionamiento continuo al poder conectarla a un adaptador de corriente, para que así tenga una fuente de alimentación permanente, que evitará el cambio de baterías.

Es de tamaño compacto y diseño discreto, presentando unas dimensiones de 12 x 9 x 5 centímetros con un peso aproximado de 140 gramos, lo que ayudará a ubicarla en cualquier rincón del hogar.

Su sistema es otro detalle por alabar, ya que, al enlazarse al WiFi, la cámara espía WiFi será capaz de emitir notificaciones en tiempo real a tu teléfono móvil, para que puedas revisar de inmediato qué activó los sensores del equipo.

Al ser una de las cámaras espías WiFi más baratas, te aconsejamos revisar algunos detalles extra, para saber si te conviene adquirirla o no:

 

Pros

Infrarrojos: La lente trabaja en conjunto con infrarrojos para ofrecer visión nocturna.

Alcance: Los sensores de movimiento son capaces de activarse hasta a 5 metros de distancia, para captar fácilmente rostros o animales.

Instalación: Su instalación es sencilla, al contar con un sistema Plug & Play de enlace automático.

Soporte: Ofrece un soporte equipado con imanes, para sostenerla fácilmente de cualquier marco metálico.

 

Contras

Autonomía: La autonomía de su batería es reducida en comparación con lo ofrecido por otros modelos.

Comprar en Amazon - Precio (€29,99)

 

 

 

4. Odlicno Mini cámara de Seguridad WiFi Inalámbrica Cámara Oculta

 

Otra alternativa que podría satisfacer las necesidades de quienes busquen una micro cámara espía WiFi pequeña y fácil de ocultar, podría ser la de Odlicno.

Su dispositivo es práctico para la vigilancia, ya que no es llamativo y puede enlazarse a redes WiFi, para transmitir video en tiempo real a través de su aplicación. Esto te permitirá saber exactamente lo que sucede, sin importar dónde te encuentres.

Estéticamente, es de color negro y cuenta con una serie de botones en la parte superior con los que podrás encender la cámara o activar alguna de sus funciones extra. Cabe fácilmente en la palma de la mano y emplea una lente de buena calidad, para ofrecer grabación de vídeo en alta definición con resolución de 1.920 x 1080p.

Sumado a esto, la lente tiene un amplio ángulo, para así abarcar un espacio más grande al momento de grabar.

Para encontrar la mejor opción en cámaras WiFi, debes revisar con cuidado las ventajas y desventajas de cada una:

 

Pros

Conectividad: Ofrece transmisión en vivo a través de la aplicación para equipos móviles, permitiendo revisar la evidencia en cualquier lugar.

Soporte: Podrás instalarla en un práctico soporte magnético, para que se adhiera a superficies metálicas.

Lente: La lente tiene un ángulo de 150°, otorgando un mayor campo de visión.

Sensor: Cuenta con sensores de movimiento, que le permitirán activarse solo cuando haya “algo” que grabar.

 

Contras

WiFi 5G: Algo que debes revisar antes de comprarla, es en qué banda trabaja tu conexión WiFi, dado que no ofrece compatibilidad para enlazarse con redes 5G.

Comprar en Amazon - Precio (€35,99)

 

 

 

Cámara espía WiFi Android

 

5. Uyikoo Camara Espía WiFi 1080P Mini de Seguridad Inalámbrica

 

Otra opción que quizá llegue a estar entre las mejores cámaras espías con WiFi del 2020 podría ser la Uyikoo XS0514, ya que podrás usarla conectándola directamente a la corriente, para así no depender de baterías recargables.

Posee una lente con resolución de 1.920 x 1080p, para grabación en alta resolución junto a un sensor de movimiento y luces infrarrojas, con estos elementos podrás sacarle más partido a la cámara, gracias a la posibilidad de automatizar funciones o grabar durante la noche.

En cuanto a su conectividad, ofrece una aplicación gratuita disponible para Android y iOS con la que podrás manejar sus funciones, además de acceder a transmisión en tiempo real. Además, la configuración de la cámara espía WiFi Android es bastante sencilla, ya que cuenta con su propio código QR que permitirá enlazarla con los dispositivos móviles fácilmente.

En caso de que te haya interesado esta alternativa en cámaras espías con WiFi, aquí encontrarás más información al respecto:

 

Pros

Alimentación: La capacidad de poder trabajar con corriente directa, permite usarla sin tener que preocuparse por cargarla.

Transmisión: Es capaz de proporcionar visión en tiempo real a través de su aplicación, para una vigilancia más efectiva.

Almacenamiento: Soporta tarjetas de almacenamiento tipo SD de hasta 128 GB de capacidad.

Instalación: Podrás enlazarla fácilmente a través de un código QR único integrado en la cámara.

 

Contras

Diseño: Aunque la cámara es pequeña, el cable de alimentación podría llamar mucho la atención.

Comprar en Amazon - Precio (€50,56)

 

 

 

6. GSmade Cámara Oculta espía WiFi de Reloj FHD 1080P

 

Si no has podido decidir cuál es la mejor cámara espía con WiFi, te presentamos un modelo oculto en un reloj que podrás instalar prácticamente en cualquier habitación, gracias a su diseño común y corriente.

Se trata de un reloj con pantalla LCD donde se ha integrado una lente de cámara debajo del indicador AM/PM la que, al ser de color negro, se mimetiza fácilmente con el dispositivo. Se destaca, además, que la lente de la cámara espía WiFi Android con un sensor CMOS y tiene un ángulo de visión de 160°, junto a una captación de video en alta definición.

Tiene unas dimensiones de 11,9 x 5,4 x 3,5 centímetros y su peso es de 1,4 kilogramos, permitiéndote ubicarlo en tu mesa de noche o en una repisa en el pasillo, por ejemplo. La pantalla, por su parte, es capaz de mostrar la hora actual, funcionar como alarma, e incluso, podrás ver los segundos que van transcurriendo.

Al ser una cámara espía WiFi oculta, te aconsejamos echar a un vistazo tanto a los pros como a los contras que ofrece:

 

Pros

Diseño: El reloj digital en el que está integrada la cámara tiene un diseño como cualquier otro, para evitar llamar la atención.

Lente: El lente puede abarcar un ángulo de 160° para observar fácilmente un mayor espacio en la habitación.

Notificaciones: Al activarse, la cámara podrá ser configurada para enviar alertas al teléfono móvil.

Autonomía: Tiene una batería de amplia capacidad, con la que proporciona varias horas de autonomía.

 

Contras

Enlace: Puede ser un poco complicado establecer el enlace con la red de WiFi.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

Cámara espía WiFi con visión nocturna

 

7. Cusflyx Cámaras Espía Cloud 1080P WiFi Full HD Mini

 

De la marca Cusflyx te presentamos una pequeña cámara espía WiFi con visión nocturna, que podrás instalar en un soporte magnético para tener más opciones de instalación.

Presenta un compacto tamaño de 3,3 x 3,1 x 3,1 centímetros y es de color negro con acabado mate, resultando discreta y cómoda de manejar. Sin embargo, en la parte trasera tiene espacio suficiente para incorporar un puerto micro USB junto a una ranura para tarjetas de memoria tipo TF, donde podrás instalar una unidad de almacenamiento de hasta 128 GB.

Está equipada con sensores de movimiento e infrarrojos, permitiendo obtener visión nocturna y activación diferida, la cual ayudará a ahorrar batería para aprovechar mejor su autonomía. Puede enlazarse con dispositivos móviles y ofrece soporte para aplicaciones Android y iOS, en caso de que quieras usarla de forma remota.

Estos modelos de tamaño compacto pueden proporcionar mucha versatilidad de uso, lo que analizaremos mejor a continuación:

 

Pros

Resolución: Puede ofrecer video en alta resolución y hasta a 30 FPS, alcanzando una buena calidad de imagen.

Visión nocturna: Cuenta con sensores infrarrojos que le proporcionan visión nocturna a la lente.

Almacenamiento virtual: Podrás optar por el sistema de almacenamiento en la nube y así olvidarte del uso de tarjetas de memoria.

Alimentación: Su batería dura un par de horas, pero también podrás conectarla a powerbanks o a adaptadores de corriente.

 

Contras

Temperatura: Si se mantiene la cámara encendida durante muchas horas, puede calentarse más que otras.

Comprar en Amazon - Precio (€40,99)

 

 

 

Cámara espía WiFi camuflada

 

8. Uyikoo Cámara Espía Oculta Reloj WiFi HD 1080P

 

Una opción en cámaras WiFi espías que podrás tener en tu habitación u oficina sin que nadie la note es la que te ofrece la marca Uyikoo con su modelo 0025.

Este producto se caracteriza por estar integrado en la carcasa de un reloj digital de mesa, el cual presenta un tamaño compacto, para no ocupar prácticamente nada de espacio. Además, podrás optar por usarla con baterías o conectada a la corriente, gracias al puerto micro USB ubicado en la parte trasera.

Otra característica llamativa es que cuenta con sensor de movimiento y visión nocturna, los cuales podrás manejar a través de la aplicación para móviles con la que es compatible. Así te será sencillo ajustar su funcionamiento o desactivarlos, en caso de que quieras ahorrar batería.

Por otra parte, la cámara espía WiFi camuflada incorpora una potente lente de 1080p, con la que podrá grabar todo lo que ocurra a su alrededor, gracias al gran angular de 140°.

Con un diseño discreto y fácil de instalar para vigilancia permanente, la cámara de Uyikoo cuenta con beneficios que podrían interesarte:

 

Pros

Multifuncional: Al estar oculta dentro de un reloj digital funcional, puede ser catalogada como multifuncional.

Ángulo: Puede captar un amplio ángulo de visión, para así observar fácilmente el entorno.

Movimiento: Cuenta con sensores de movimiento que podrás programar para activar la grabación.

Compatibilidad: Podrás descargar la aplicación desde dispositivos móviles Android o iOS sin preocuparte por la compatibilidad.

 

Contras

Portabilidad: Debido a su diseño, no es práctica para llevar consigo y grabar una reunión de trabajo, por ejemplo.

Comprar en Amazon - Precio (€55,96)

 

 

 

Cámara espía WiFi con enchufe

 

9. Uyikoo Camara Espia Oculta WiFi Cargador USB 1080P HD

 

Uyikoo cuenta con una alternativa bastante útil, ya que podrás sacarle más partido del que te imaginas.

Su modelo TM-SC-D-08 es una cámara espía WiFi con enchufe que se encuentra oculta dentro de un adaptador de corriente completamente funcional, que podrás usar para cargar la batería de tus dispositivos móviles compatibles. Tiene un tamaño de 3,6 x 4,7 x 4,7 centímetros y es de color negro, simulando ser un cargador común y corriente, gracias a que la lente de la cámara no se nota en lo absoluto.

En cuanto a su capacidad de grabación, el dispositivo de Uyikoo dispone de micrófono para captar audio y su lente puede obtener tanto vídeo como fotografías, según se establezca en la configuración. La resolución de video es de 1080p y puedes usar tarjetas de hasta 128 GB de capacidad para el almacenamiento de los clips.

Antes de elegir qué cámara espía con WiFi comprar, te aconsejamos revisar los detalles respecto a su funcionamiento:

 

Pros

Diseño: Es una de las cámaras más discretas del listado, ya que está oculta en un cargador de pared.

Aplicaciones: Podrás descargar las aplicaciones para su manejo desde el móvil sin importar que uses iOS o Android.

Transmisión: Puedes acceder a la visión en tiempo real, en caso de que quieras ver en vivo lo que capta la lente.

USB: Cuenta con un puerto USB mediante el que podrás conectarla al ordenador para descargar los vídeos.

 

Contras

Memoria: La compra no incluye una tarjeta de memoria que puedas instalar en la cámara.

Comprar en Amazon - Precio (€49,98)

 

 

 

Guía de compra

 

En esta guía para comprar la mejor cámara espía WiFi, te ayudaremos a identificar cuáles son los aspectos más evaluados por los compradores al momento de revisar las opciones disponibles en el mercado. Estas cualidades suelen ser relevantes para determinar la utilidad de la cámara, por lo que, si quieres aprovechar al máximo tu inversión, debes revisarlas a fondo antes de comprar.

Diseño de la cámara espía WiFi

Las cámaras espías deben tener diseños fáciles de disimular, en caso de que se quieran usar para grabar de forma oculta, por ende, te aconsejamos evaluar detalladamente la estética, tamaño y peso del modelo que te interese. Así podrás invertir en un dispositivo que puedas usar cómodamente, según tus necesidades.

Afortunadamente, muchos modelos de cámaras espías cumplen con los requerimientos en cuanto a tamaño, ofreciendo opciones de dimensiones muy compactas, que podrás instalar prácticamente en cualquier lugar. Asimismo, algunas alternativas puedes llevarlas incluso sobre la ropa o en algún accesorio, ya que pueden disimularse bastante bien y te permitirán grabar lo que desees sin levantar sospechas.

También puedes encontrarte con cámaras espías WiFi integradas en otros objetos comunes, los cuales pueden ir desde marcos de foto, bombillas, juguetes, relojes, entre otros. Estos modelos son muy útiles para “adornar” cualquier repisa o escritorio y grabar sin que se note. Por otro lado, no estaría de más constatar que la carcasa sea de un color neutro o si cuenta o no con indicadores luminosos que puedan atraer atención indeseada al equipo mientras trabaja.

 

Capacidad óptica

Uno de los aspectos más estudiados en cualquier comparativa de cámaras espías con WiFi suele ser su capacidad óptica. Al ser empleadas principalmente para vigilancia, es sumamente importante que ofrezcan buena calidad de vídeo, para poder apreciar sin inconvenientes lo captado por la lente.

Al revisar las opciones en cámaras WiFi, tendrás a disposición equipos con diversa capacidad de grabación, principalmente variando en la resolución de video ofrecida. En estos casos, es recomendable elegir modelos con lentes de alta resolución, ya sea que alcancen los 720p o los 1080p. Así podrás visualizar imágenes nítidas en todo momento, siendo adecuadas para identificar personas, objetos o situaciones en general.

 

Funciones integradas

Para poder aprovechar lo máximo posible la capacidad de la cámara espía WiFi, es recomendable revisar qué funciones es capaz de realizar. Algunos modelos pueden contar con sensores que le otorgan a la cámara la capacidad de grabar en ciertas situaciones, ya sea con la finalidad de aprovechar la autonomía u obtener imágenes interesantes.

Por ejemplo, si cuenta con infrarrojos, el equipo podrá ser útil durante la noche o en entornos oscuros, ya que tendrá a disposición un sistema de visión nocturna para identificar fácilmente lo que la rodea. Asimismo, otras pueden tener sensores de movimiento, los cuales se encargarán de iniciar la grabación al ser activados. Esto ayuda a ahorrar tanto batería, como almacenamiento.

Por otra parte, resulta útil si la cámara es capaz de grabar sonido, ya que así podrás obtener más información acerca de lo que está ocurriendo frente a la lente, siendo una opción buena y económica con la cual aumentar el nivel de seguridad en casa o en la oficina.

 

Sistema de almacenamiento

La siguiente característica que deberías verificar al buscar entre cámaras espías WiFi es el sistema de almacenamiento. Muchas veces, esto puede afectar cuánto cuesta, por lo que debes tener cuidado al momento de elegir cuál llevarás a casa, además de constatar si requiere o no de tarjetas externas para almacenar el contenido grabado.

Dependiendo del modelo de cámara espía WiFi, podrás disfrutar de memorias integradas donde se guardarán los clips que desees, ya sea que se trate de grabaciones continuas o que solo se lleven a cabo cuando el sensor de la cámara se active.

Si trabaja con tarjetas de almacenamiento generalmente suelen ser de tipo SD, pero la capacidad para reconocer unidades de más o menos GB, puede variar de una cámara espía WiFi a otra, razón por la que debes constatar esta información antes de comprar cualquier modelo.

Conectividad disponible

Las cámaras espías WiFi, tal como su nombre indica, deben contar básicamente con conectividad inalámbrica WiFi, mediante la que podrán enlazarse a diversos equipos, para poder acceder a sus funciones y a la visión captada por la lente.

Sin embargo, también puedes encontrar modelos con capacidades particulares en este apartado, dentro de las que podrías hallar opciones mucho más prácticas, para satisfacer tus necesidades.

Por mencionar algunas, existen cámaras espías WiFi que también poseen Bluetooth, lo que aumenta su practicidad al momento de decidir dónde enlazarlas. Además, también resulta conveniente revisar si pueden trabajar con ciertos sistemas operativos, sobre todo si planeas usar la cámara en conjunto con tu teléfono móvil.

 

 

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments