Las 5 Mejores Sillas con Inodoro de 2021

Última actualización: 26.10.21

 

Silla con inodoro – Guía de compra, Opiniones y Análisis

 

Las sillas con inodoro son una ayuda técnica adecuada para personas que tengan problemas de movilidad y no dispongan de la capacidad como para llegar al baño cuando les resulte necesario. Estas sillas ofrecen toda la comodidad y seguridad necesarias, de modo que no tengan que preocuparse por nada a la hora de utilizarlas. No obstante, es importante apostar por modelos de calidad dentro de esta búsqueda que ofrezcan la resistencia y seguridad necesarias. Entre ellos encontramos el modelo Aidapt Essex VR161G, que ha sido fabricado en acero de alta calidad capaz de soportar hasta los 154 kilos de peso, ofreciendo un diseño elegante que podemos colocar en casi cualquier parte. También interesante es el modelo Prim Acero, que ofrece un diseño más pensado para el baño, contando con una tapa de diseño convencional, así como una estructura robusta donde no faltan las barras antiadherentes o el reposabrazos abatible.

 

 

Tabla comparativa

 

Lo Bueno
Lo Malo
Conclusión
Ofertas

 

 

Las 5 Mejores Sillas con Inodoro – Opiniones 2021

 

Cuando el inodoro queda demasiado lejos, conocer cuál es la mejor silla con inodoro que podemos encontrar es una solución eficiente. Un salvavidas con el que evitar situaciones incómodas en aquellas personas que tengan problemas de movilidad y otros inconvenientes que afecten a su capacidad para ir directamente al año. Para que puedas ayudar a estas personas, te ofrecemos nuestra selección de las mejores sillas con inodoro del 2021, con diferentes diseños que pueden adecuarse a casi cualquier usuario.

 

1. Aidapt Essex Silla con Inodoro 6,3 kg

Ventaja principal:

Su estructura sólida, gracias a su fabricación en acero, la hacen una silla altamente resistente, siendo capaz de soportar hasta a una persona de 150 kilos de peso, además es muy cómoda, se puede ajustar en altura y es fácil de limpiar.

 

Desventaja principal:

No es recomendable usar esta silla para la ducha, ya que cuenta con partes acolchadas y otras con agujeros que al entrarle agua, pueden oxidarse y se dañaría la silla.

 

Veredicto: 9.8/10

Se trata de una solución eficaz para personas con dificultad para desplazarse al baño, elaborada con materiales altamente resistentes, con una buena capacidad y un tamaño adecuado para usar en el baño o en la habitación.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

Caracteristícas Principales Explicadas

 

Materiales de fabricación

En el caso de la silla Aidapt Essex cuentas con una práctica pieza con estructura de acero apilable y soldado de vinilo, un sólido respaldo acolchado y el asiento que también es acolchado y extraíble para facilitar la higiene, el cual es abatible, lo que brinda la posibilidad de tener acceso a la parte con forma de retrete de forma rápida y sencilla.

En apariencia parece una silla convencional, pero cuenta con este dispositivo en forma de inodoro que la hace muy útil para personas de movilidad limitada, el cual es un recipiente de plástico, que a su vez tiene un sistema giratorio termoestable.

Por su parte, los acabados de este modelo cuentan con un tapizado en vinilo soldado, que ofrecen comodidad a este mueble. Además, dispone de unas gomas en las patas que fijan adecuadamente la silla, evitando deslizamientos al momento de usarla, y es ajustable en altura para mayor comodidad.

Usos y capacidad

En cuanto al uso que le puedes dar a esta silla con inodoro, como ya hemos reseñado, verás que es muy útil para las personas que tienen una movilidad limitada, bien porque son muy mayores, o porque padecen de alguna discapacidad física que les dificulta desplazarse con autonomía para hacer sus necesidades fisiológicas.

En este sentido, puedes usar esta silla tanto en el dormitorio como en el baño, pues es un mueble que ocupa un espacio reducido, es discreto, y además dispone de unos reposabrazos que sirven como soporte para ayudar a la persona a levantarse.

Con relación a la capacidad, este modelo en particular dispone de un envase que cubre una capacidad máxima de 5 litros, lo que resulta suficiente para pasar la noche en caso de que la persona que lo necesita sufra de incontinencia o algo parecido.

Asimismo, podemos destacar que este modelo soporta un peso máximo de 154 kg, por lo que es muy buena en caso de que la persona tenga problemas de obesidad o sea muy corpulenta.

 

Montaje

En el caso de la Aidapt Essex, viene completamente desarmada y tienes que montarla antes de usarla. Pero este proceso de montaje es muy sencillo, pues cuenta con todos los implementos necesarios y un manual de instrucciones bastante práctico y comprensible. Solo tienes que ir ensamblando las barras entre sí hasta formar la estructura del mueble y asegurar con los tornillos incluidos. Además, en el momento que ya no sea necesaria, puedes desmontarla y guardarla en un lugar seguro.

 

Limpieza

En cuanto a la limpieza de la silla, es importante destacar que el recipiente que sirve de inodoro es desmontable y ello facilita el proceso de limpieza. Del mismo modo, los materiales permiten la limpieza, debido a que el tapizado es impermeable y puedes pasarle un paño con agua y jabón para evitar la penetración de la suciedad o de bacterias, que puedan generar olores molestos.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

2. Prim Silla con inodoro con reposabrazos

 

Pensada para aquellos usuarios con problemas de movilidad o que no puedan sentarse fácilmente sobre un retrete convencional, este modelo de Prim es una alternativa interesante.

Este producto cuenta con una resistente estructura fabricada en acero con una capacidad de sujeción de unos 100 kilos, ofreciendo una amplia estabilidad según comentan los usuarios.

La silla cuenta con el diseño tradicional de un retrete, incluyendo la tapa correspondiente sobre el orinal, lo que le da un extra de comodidad frente a otros modelos del mercado que solo tienen un diseño abierto.

Un producto que dispone de otras mejoras como la posibilidad de usarlo sobre la taza del WC o usar la cubeta como un orinal convencional, así como disponer de elementos como unos brazos abatibles que hacen más fácil el proceso de sentarse y levantarse de la silla cuando se necesite.

Si todavía no sabes qué silla con inodoro comprar, este producto podría ser el indicado, gracias a su diseño y calidad. En este sentido, te mostramos de manera detallada los siguientes pros y contras:

 

Pros

Dimensiones: Cuenta con unas dimensiones de 55 x 46 cm y una altura regulable entre 36 y 46 cm, que puedes ajustar de acuerdo a tu comodidad.

Diseño: Cuenta con un diseño tradicional de inodoro, que incluye una tapa para proporcionar mayor higiene y discreción.

Uso: Está indicado para personas con movilidad reducida o dificultades para usar el inodoro normalmente. Asimismo, lo puedes usar sobre la taza WC o la cubeta de orinal tradicional.

Material: Está fabricada con material de acero y ofrece conteras de seguridad, asas antideslizantes y reposabrazos abatibles, que brindan estabilidad y confort.

 

Contras

Peso: Soporta solamente un peso máximo de 100 kg, por lo que se encuentra en desventaja al compararla con otras sillas de esta selección.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

3. Anota Silla Aseo Con Ruedas E Inodoro

 

Tal como hemos comentado anteriormente, también es posible encontrar en el mercado una silla de ruedas con inodoro que facilite tanto la movilidad como la comodidad de su usuario.

Algo a lo que la silla Anota SC8015C ayuda de forma notable. Este producto cuenta con el diseño habitual de estas sillas en un formato compacto de 43 centímetros de lateral en el asiento y un ancho total de 49 centímetros que facilita el paso por las puertas.

Esto no impide que el producto disponga de una resistencia para 120 kilos de peso, siendo adecuada para usuarios de cierta envergadura. Un producto de calidad que mejora la funcionalidad y comodidad de casi cualquier usuario haciendo más fácil su vida diaria.

Algo a lo que también ayudan otros detalles como su montaje sin necesidad de herramientas o los reposapiés delanteros incluidos en la estructura del producto.

Realizar las necesidades fisiológicas es parte de nuestra de vida diaria. En este sentido, podría ser de gran ayuda contar con la mejor marca de sillas con inodoro, razón por la que te detallaremos las características más resaltantes de este producto:

 

Pros

Material: Esta silla esta elaborada en acero, un tipo de material resistente, además, cuenta con reposapiés y ruedas con frenos, para mayor seguridad del usuario.

Dimensiones: Su asiento cuenta con unas medidas de 43 x 43 cm y 22 cm de diámetro en el orificio del urinal. Además, el inodoro y los reposabrazos son extraíbles.

Capacidad: Es capaz de soportar hasta 120 kg de peso y no requiere de herramientas para su montaje.

 

Contras

Altura: La altura del asiento no es ajustable. Sin embargo, cuenta con una medida estándar de 52 cm desde el suelo hasta el asiento, para mayor comodidad.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

4. Queraltó Silla WC Inodoro para habitación

 

La silla con inodoro Queralto 300323 es uno de esos modelos que, a menos que los mires por debajo, seguramente te cueste ver que realmente tiene inodoro. Algo a lo que ayuda su diseño, propio de una silla convencional.

Esta estructura se presenta soldada, lo que simplifica al máximo el proceso de montaje de la silla y le da una resistencia que llega hasta los 130 kilos de peso. En cuanto a la zona de inodoro, esta es accesible retirando la parte superior del asiento, dando paso a una zona de espuma muy cómoda y agradable que cuida de la piel del usuario.

Una zona fácil de limpiar, al igual que el resto de la silla, dado el tratamiento impermeable de sus tejidos. Un producto de calidad con un toque especial de elegancia que marca la diferencia frente a otros modelos del mercado.

Algo que combinado con un precio atractivo bien podría convertirlo en la mejor silla de con inodoro por relación calidad precio de las que hemos analizado.

Si deseas contar con una silla con inodoro cómoda y práctica, entonces te presentamos las características principales de la Queralto 300323, que podría considerarse una de las más baratas en comparación a productos similares:

 

Pros

Diseño: Ofrece un diseño discreto y atractivo, fabricada en acero pintado de color gris oscuro. Además, cuenta con reposabrazos y respaldos acolchados, que brindan mayor comodidad.

Uso: Está indicada para personas con discapacidad física o adultos mayores. Además, puede soportar un peso de 130 kg.

Mantenimiento: Esta silla se puede limpiar con facilidad, ya que esta fabricada con material impermeable. Por otro lado, el asiento cuenta con una tapa que te brinda una mejor higiene.

 

Contras

Dimensiones: Esta silla en comparación con otros productos similares, tiene unas medidas mayores con una altura total de 86 cm, por lo que puede ser difícil de usar por personas de baja estatura.

Extraíble: En comparación con otros productos similares, este no tiene la posibilidad de extraer los antebrazos y respaldos.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

5. Invacare Silla con inodoro para habitación

 

La silla con inodoro 1542903 es un producto pensado como silla de habitación o silla de baño adecuada para diferentes usuarios. Un modelo con un diseño moderno y funcional que ofrece una adecuada comodidad soportando en su estructura un peso de hasta 140 kilos y disponiendo además de regulación en altura.

Algo a lo que ayuda la fabricación en acero de alta resistencia, así como la calidad de sus tapizados, que soportan adecuadamente el uso al tiempo que facilitan la limpieza. Una silla que presenta una cubeta cuadrada diferente a las habituales, con una parte central que reduce las molestias y las salpicaduras a la hora de usar la silla.

Un modelo que se remata con una tapa central circular que cambia la imagen de los productos de asiento sobre elevado, dando así algo más de comodidad y autonomía al usuario tanto durante el uso del inodoro como en caso de que lo utilicen como asiento.

Si estás buscando una silla que no cueste mucho dinero, entonces podría interesarte la Invacare, que podría ser la mejor silla con inodoro por 100 euros según algunos usuarios, por lo que te presentamos de manera detallada sus pros y contras:

 

Pros

Dimensiones: El ancho del asiento es de 45 cm y su altura puede regularse entre 40,5 y 58,5 cm. Además, puede soportar un peso de 140 kg.

Diseño: Ofrece una estructura moderna elaborada en acero, por lo tanto brinda rigidez y firmeza. Además, cuenta con una cubeta con tapa, respaldo y asiento acolchado.

Uso: Es una silla indicada para personas con movilidad reducida o con dificultad para moverse al baño. Además, el asiento se completa con la tapa del recipiente para mayor funcionalidad.

 

Contras

Reposabrazos: Un usuario opina que los reposabrazos podrían ser muy anchos, sin embargo, son acolchados para mayor comodidad.

Cubo: El cubo podría ser difícil de limpiar, según la opinión de un usuario. No obstante, cuenta con un diseño extraíble para brindar practicidad.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

Aidapt Essex Silla con Inodoro 6,3 kg

 

La silla con inodoro y reposabrazo Aidapt Essex VR161G es una pieza de calidad que bien podría ser la mejor silla con inodoro del momento. Un producto muy completo que dispone de una estructura sólida fabricada en acero que dispone de una alta resistencia, siendo capaz incluso de soportar hasta 154 kilos sobre su superficie.

Algo que también está presente en su asiento y en el resto de elementos del producto, que facilitan acceder a la zona del inodoro situada en la parte inferior.

Una zona de cinco litros de capacidad y con una adecuada limpieza para tenerla siempre en buen estado. El modelo se remata con un tapizado en vinilo soldado que le da una buena comodidad al producto, así como un sistema de montaje sencillo que no requiere más de diez minutos para dejar la silla lista para ser utilizada.

Si buscas la mejor silla con inodoro del momento entonces la Aidapt Essex VR161G te podría interesar. No obstante, te presentamos sus características positivas y negativas para que las tomes en cuenta antes de tomar una decisión:

 

Pros

Materiales: Este producto cuenta con tapicería acolchada y está fabricado en acero, con soldadura en vinilo, para una mayor resistencia y durabilidad.

Capacidad: Ofrece un envase con una capacidad máxima de 5 litros, que cuenta con una tapa en su versión estándar. Además, es capaz de soportar un peso de hasta 154 kg.

Uso: Esta silla es adecuada para usar en el baño o en el dormitorio, ya que ocupa poco espacio y sirve como soporte.

Montaje: Las patas, apoyabrazos y parte posterior de la silla se pueden ensamblar fácilmente sin ayuda profesional y desmontar para su cómodo almacenamiento.

 

Contras

Asiento: Algunos usuarios opinan que el plástico del asiento podría ser poco rígido. Sin embargo, soporta suficiente peso y se puede extraer para limpiar cómodamente.

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

Guía de compra – ¿Cuál es la mejor silla con inodoro del mercado?

 

Cuando se trata de atender la llamada de la naturaleza, la existencia de problemas de movilidad puede ser un inconveniente para llegar a tiempo. Una situación con unas consecuencias poco deseables y que podemos solventar disponiendo de una silla con inodoro que podamos colocar cerca del usuario para hacerle su vida más fácil. Si no conoces estos productos, te ofrecemos los consejos de nuestra guía para comprar la mejor silla con inodoro, donde evaluamos los aspectos importantes de este tipo de ayudas técnicas.

 

 

Tipo de silla con inodoro

Cuando le echamos un vistazo a una comparativa de sillas con inodoro, podemos encontrar tres productos principales. Dos de ellos están pensados para su colocación en el hogar, mientras que el tercero sería la silla de ruedas con inodoro, que tiene una función doble tal como veremos a continuación. Conozcamos más detalles sobre estas opciones.

Dentro de las sillas de instalación fija, la más habitual es la silla convencional con inodoro. En este caso, hablamos de una silla con un asiento abatible o móvil que permite acceder a la parte inferior.

Visualmente, tienen el aspecto de una silla normal, pero añaden este extra en la parte inferior. El otro modelo lo forman las sillas puras de baño, que cambian el asiento por una tapa de retrete y, aun siendo igual de eficientes, no son visualmente tan atractivas o fáciles de encajar.

Respecto de las sillas de ruedas con inodoro, estas disponen del diseño tradicional de una de estas sillas, contando con el asiento móvil que ya hemos comentado. Una vez retirado este asiento, se puede acceder a la zona del inodoro para que el usuario haga uso de la misma.

Al ser sillas de ruedas, sirven también para moverse por la casa, aunque la mayor parte de estos modelos tienen ruedas de pequeño tamaño pensadas para uso doméstico que limitan parcialmente la autonomía.

 

Seguridad de la silla

Debido al tipo de producto del que estamos hablando, a la hora de buscar una silla con inodoro buena y económica, no podemos dejar de lado todo lo que tenga que ver con la seguridad. Un problema que puede derivar en un accidente y causar lesiones al usuario, aunque en general los modelos actualmente a la venta han pasado por controles que evitan parte de estos riesgos.

Esto no evita que debamos cumplir con nuestros deberes a la hora de buscar un producto de calidad y buena resistencia. Una labor que debe ser aún más diligente en lo que a buscar sillas de calidad se refiere si el usuario es una persona corpulenta. Cada silla tiene una resistencia determinada, que va desde los 100 kilos de las más livianas a los más de 150 de las más resistentes. Por tanto, hay posibilidades para todas las necesidades.

Otros elementos que dan mayor seguridad a la silla sin influir en cuánto cuesta son las sujeciones antiadherentes. Prácticamente, todas las sillas incluyen reposabrazos de goma o un tapizado adecuado que facilitan el movimiento del usuario sobre la silla. Y si a esto le añadimos elementos de goma que asienten adecuadamente la silla al suelo. evitaremos también deslizamientos a la hora de que el usuario se siente, se levante o utilice la zona de inodoro.

 

 

Montaje y limpieza de la silla

Como es habitual en este tipo de productos, cerramos nuestros consejos echándoles un vistazo tanto al sistema de montaje como de limpieza de la silla. Dos aspectos importantes con los que mantener la silla en buen estado y ver si nos va a costar mucho esfuerzo dejarla lista para que sea utilizada.

Empezando por el montaje, debido a la estructura tubular de este tipo de productos, este no suele ser más que ir montando barras unas sobre otras hasta conformar la estructura. Estas barras suelen sujetarse mediante tornillos o abrazaderas, aunque en otros modelos el producto se envía directamente montado de modo que te ahorras todas estas molestias. Todo depende también del tipo de silla que tengamos entre manos.

Respecto del mantenimiento y limpieza del producto, debido a su naturaleza es otro aspecto importante. Es importante comprobar que la cubeta incluida con la silla pueda desmontarse dado que es algo que facilita esta limpieza de forma considerable.

También es importante que los materiales de fabricación faciliten esta limpieza, especialmente en lo que se refiere a la parte de los tapizados. Esto evita que la suciedad pueda penetrar en el interior causando dolores y otras molestias.

 

 

 

Cómo utilizar una silla con inodoro

 

Si existe en tu familia algún pariente enfermo y resulta un poco complicada su ida hacia el baño puesto que caminar no es su mejor opción en ciertas situaciones, entonces contar con alguna herramienta adecuada para hacer de sus días un poco más fáciles sería la solución. En este sentido una silla con inodoro pudiera ser una gran candidata, ya que resulta un método seguro y estable de poder hacer las necesidades cómodamente y sin tener que caminar largas distancias.

Además, se disminuye el riesgo de posibles caídas que puedan afectar a la persona físicamente. Siendo así, en este artículo te mostraremos un poco de información referente al uso adecuado de dicho producto para que puedas ayudar correctamente a quien más lo necesite en casa.

 

 

Lleva a cabo el montaje de la silla

En primer lugar, luego de haber recibido la silla con inodoro en casa lo que deberás hacer será llevar a cabo un montaje adecuado de la misma. Pues según el modelo que hayas adquirido, puede que te lo suministren ya montado o, al contrario, totalmente desmontado.

En este sentido, constará de pocos minutos poder montar la misma siempre y cuando cuentes con la herramienta adecuada para dicha acción y en esta ocasión nos referimos a un atornillador. Pues algunos modelos disponen de una estructura tubular que tendrías que unir con los tornillos que se incluyan en el paquete hasta conformar la silla como tal.

Luego de unir todas las piezas que conforman a dicha silla, no deberás pasar por alto asegurarte de que todo esté totalmente asegurado y en la posición correcta. Esto con el fin de evitar cualquier tipo de inconvenientes o accidentes a la hora de poner la misma en función.

 

No excedas el peso permitido en la silla

Dependiendo de la persona que vaya a utilizar la silla con inodoro, deberás tomar en cuenta ciertos detalles tales como el peso total que pueda soportar la misma. Pues existen modelos con diferentes capacidades o soporte de peso. En este sentido, no resulta recomendable exceder el mismo, ya que estarías prolongando el desgaste de la silla. Además, esto podría ocasionar la ruptura del producto quedando irreparable y sin uso alguno.

 

 

Dispón de los artículos necesarios para su uso

Ante cada uso que se le dé a la silla con inodoro será esencial tener a la mano ciertos artículos de primera necesidad, tales como guantes desechables, jabón, alguna toalla, un recipiente con agua tibia y papel higiénico. Pues estos productos anteriormente nombrados te permitirán ayudar a la persona que necesite hacer sus necesidades en dicha silla.

 

Considera algunas pautas antes de utilizar la silla

Antes de poner la silla en función asegúrate de que el contenedor esté situado debajo del asiento, justo donde pertenece. Asimismo, para gozar de una limpieza mucho más cómoda y efectiva resulta ideal que añadas un poco de agua en dicho contenedor antes de utilizarlo.

Por otra parte, dependiendo del nivel de enfermedad y habilidad de la persona, si es posible ayúdala a levantarse de la cama y, por ende, sentarse adecuadamente en la silla. Por otra parte, si está dentro de tus posibilidades permanecer con la persona, sería lo ideal solo por precaución o por si necesitara algo de ayuda.

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS