La importancia que tienen los rodamientos en la ventilación de un ordenador

Última actualización: 15.12.19

 

Si estás pensando en consentir a tu ordenador y quieres actualizar algunos componentes, recuerda la gran importancia que tiene la ventilación como parte fundamental de los ordenadores, por lo que es importante conocer, un poco más en detalle, el tema de la refrigeración. Todos sabemos que, para evitar el recalentamiento de los ordenadores, se deben mantener bien refrigerados.

Por esto, es muy recomendable elegir bien el ventilador que necesitas cuidadosamente. Ante los distintos ventiladores o disipadores para ordenadores que ofrece el mercado, es recomendable mirar el tipo de rodamiento que utiliza, de manera que cumpla con nuestras necesidades y nos garantice un funcionamiento silencioso y fluido.

En tal sentido, absolutamente todos los ventiladores que utilizan los ordenadores hacen uso de algún tipo de rodamiento que les permita realizar su función libremente y minimizar el desgaste, por lo que, a continuación, te damos un breve repaso de los diferentes ventiladores para ordenadores y sus partes, enfocándonos en la importancia que tienen los rodamientos a la hora de elegir.

 

Los dos grandes tipos de ventiladores

En primer lugar, debemos comenzar por conocer los dos principales tipos de ventilación que predominan en el mundo de los ordenadores. Por un lado, se encuentran los ventiladores radiales, los cuales son empleados casi únicamente en las tarjetas gráficas, ya que se han venido descontinuando en la refrigeración central.

Además, este tipo de ventilador se suele utilizar en algunos modelos de ordenadores portátiles o de tamaño pequeño. Su funcionamiento se asemeja un poco a la forma de trabajar de una turbina de avión, ya que está diseñado con una gran cantidad de palas sujetas a un aro que, gracias a su interior vacío, logra crear un gran flujo de aire perpendicular al eje del mismo ventilador.

Por otro lado, se encuentran los ventiladores axiales, los cuales son los más utilizados en nuestros ordenadores en la actualidad, encontrándose en fuentes de poder, el chasis del ordenador o, incluso, sobre los disipadores de calor de los procesadores. Al igual que las hélices de un avión, las palas que utilizan estos ventiladores empujan el aire en dirección paralela al eje.

 

 

Independientemente del modelo que hayamos elegido para nuestro ordenador, es importante tener en cuenta otro elemento esencial antes de adquirirlo. El tamaño del ventilador dependerá del espacio que tenga disponible en el chasis del ordenador o, incluso, deberá ajustarse perfectamente en varias ocasiones a una determinada configuración.

Aunque es muy habitual encontrar medidas de ventiladores de 120 mm y 140 mm, es muy importante tomar las precauciones necesarias antes de ir corriendo a comprar cualquier modelo que nos ofrezcan. Sin embargo, con una buena búsqueda, podrás conseguir modelos de ventiladores desde 80 mm hasta 230 mm en el mercado actual.

 

Conoce las partes de un ventilador

Tomando en cuenta los modelos axiales de ventilador que tradicionalmente encontramos en el interior de nuestro ordenador, se puede resaltar la importancia del marco, el cual es el elemento estructural del ventilador. Se debe cuidar de que sea lo suficientemente sólido y rígido, de manera que evite generar las molestas e incómodas vibraciones en el chasis.

Esta pieza incluye los agujeros necesarios para sujetarse a los tornillos, además de que indica el sentido de rotación de las aspas y la dirección del flujo de aire. Hay modelos que incorporan juntas de goma u otros sistemas de antivibración como los silent blocks e incluso cuentan con alguna canalización especial que permite incrementar la presión de aire.

Una de las partes fundamentales de los ventiladores para ordenadores, considerado su núcleo, es el motor, el cual se ubica en el centro de la pieza y, mediante una carga eléctrica que se le suministra, provoca el giro de las aspas con la ayuda de los rodamientos, que son los elementos más importantes para garantizar el correcto funcionamiento de tu ventilador.

Por otra parte, se encuentran las aspas del ventilador. Esta pieza es la parte móvil, ya que es la que se encarga de generar el movimiento necesario para producir aire. Aunque a simple vista parece que el diseño de las aspas es exactamente igual, lo cierto es que ha ocurrido una evolución en los últimos años en el sistema de refrigeración de los ordenadores, sobre todo con el creciente aumento de gamers en todo el mundo.

Como hemos comentado anteriormente, los rodamientos son parte fundamental del funcionamiento del motor del ventilador, por lo que es necesario conocer los distintos tipos de rodamientos que existen en la actualidad, de manera que elijas el sistema que mejor resalte.

 

 

Los tipos más importantes de rodamientos para los ventiladores de ordenador

A continuación, te presentamos dos de los modelos que más destacan por ser los más comunes de encontrar en la mayoría de ventiladores para ordenadores del mercado.

Los rodamientos de bolas son uno de los tipos de rodamientos más tradicionales y consisten en una hilera de pequeñas bolas metálicas que envuelve el eje del ventilador. Este modelo es considerado uno de los más flexibles que existen en la actualidad, ya que es el que mejor soporta las condiciones exteriores como por ejemplo el polvo, la suciedad o la temperatura.

Normalmente, se le calcula una vida útil de aproximadamente 80000 horas, sin embargo, modelos más avanzados, como el Scythe Slip Stream DB, anuncian una durabilidad de hasta 350.000 horas. Además, el tipo de rodamientos funcionan perfectamente tanto en vertical como en horizontal, por lo que son una muy buena opción.

En cuanto a los rodamientos de fluido, son modelos mucho más complejos y que suelen estar instalados en los mejores sistemas de ventilación de un ordenador. Su funcionamiento es igual, cualquiera que sea el modelo de rodamiento de fluido que tengas, pero básicamente consiste en una zona lubricada con aceite a presión que ayuda a autoestabilizar el eje. Aunque su comportamiento es muy similar a los modelos de casquillo, este tipo de rodamientos no tiene ningún problema para instalarse horizontalmente y resulta más duradero, estimándose aproximadamente 150.000 horas de vida útil.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...