¿Cómo quitar las malas energías de tu casa?

Última actualización: 26.09.21

 

El hogar debe ser nuestro refugio, pero a veces sin darnos cuenta el estrés acumulado en el trabajo, las preocupaciones por las finanzas y problemas personales pueden intoxicar la energía en la casa. Es por ello que debemos recurrir a varios métodos para eliminar la energía negativa en el hogar.

 

El lugar especial de una familia siempre será su hogar, la casa donde habitan todos en armonía y paz, donde pueden descansar después de un día de trabajo y en el que cada miembro puede sentirse a gusto. Al menos este es el ideal que todos esperamos alcanzar en nuestra casa. 

Sin embargo, algunas veces sucede que al llegar a ella en vez de sentir paz sientes tedio, percibes el ambiente pesado y no logras descansar placenteramente como lo deseas. En este caso, podemos afirmar que tu casa necesita una limpieza energética.

 

Señales y síntomas

En primer lugar debes saber que cuando hay energías negativas los síntomas se perciben en las personas, especialmente cuando se está en un lugar cargado de malas vibras

Si te preguntas cómo saber si tu casa tiene malas energías, hay algunas señales fáciles de percibir, por ejemplo: Si te cuesta dormir toda la noche, sientes que en tu casa todos se enferman constantemente, las plantas se marchitan con facilidad, tienes la necesidad de quejarte constantemente y tu ansiedad aumenta, entre otros. 

En caso de que presentes algunas o todas estas señales es necesario limpiar las energías negativas del hogar para que tu familia y tú recuperen la paz. 

En este contexto, cabe mencionar que para algunas personas escépticas la limpieza de casas de energías negativas resulta una pérdida de tiempo. Pero, la verdad es que todo lo que nos rodea es energía, así que depende de cada uno de nosotros atraer solo las cosas buenas y eliminar la energía negativa, principalmente de nuestro hogar. Pero, entonces, ¿cómo limpiar la casa de energías negativas?

Para ello te proponemos algunos rituales para la limpieza de casa que te ayudarán a cargar el ambiente de armonía y tranquilidad. 

  • Piedras para limpiar malas energías

La naturaleza está formada por componentes vivos y uno de ellos son las piedras energéticas, rocas capaces de canalizar las energías en las personas y ambientes, generando bienestar en varios niveles.

En este sentido, las piedras de energía son ideales para limpiar tu casa porque pueden purificar el ambiente, reducir las frecuencias de las redes electrónicas, como el WiFi, y canalizar las energías negativas a su fuente de origen. 

Los cuarzos son los cristales energéticos más populares, también se usan el jade, amatista, turmalina negra, ágata, entre otros. Sin embargo, es necesario investigar un poco sobre la función de cada piedra para usarla en el lugar adecuado y evitar interferencias energéticas si usas más de tres clases diferentes. Esto es lo que recomiendan los expertos holísticos.

Ahora bien, para limpiar las malas energías de tu casa con piedras puedes colocar una pirámide de jade en el recibidor, una piedra tallada o esferas que ayuden a proteger el espacio, al mismo tiempo que aportan calidez para las personas que están llegando.

Por lo que se refiere a tu habitación, puedes mantener un aura de paz y tranquilidad con piedras de cuarzo, amatista o jade, preferiblemente en tonos verdes que favorecen el descanso.

En el baño, también puedes proporcionar un ambiente de relajación en el que puedes renovar fuerzas cada vez que tomas un baño. Por esta razón, puedes colocar un cuarzo ahumado o una piedra de cianita, adecuadas por sus propiedades energéticas. 

Si te faltan ideas, en internet puedes encontrar tiendas especializadas que venden kits de iniciación con las principales piedras energéticas para purificar tu hogar. Así que investiga un poco al respecto y adquiere las más adecuadas para mantener en tu casa las mejores energías.

  • Limpiar la casa con sal

La sal marina o gruesa es conocida por sus propiedades para la limpieza de energías en las piedras, el hogar y hasta en las personas, pues es un elemento purificador que promueve la energía vital. Por tanto la puedes usar de varias formas.

La primera de ellas es combinar agua y sal para limpiar energías. Solo necesitas un balde con agua, en el que vas a agregar 6 cucharadas de sal gruesa y con esta solución puedes fregar el suelo, como lo haces normalmente.

Después de que se seque el suelo, coloca un puño de sal en las cuatro esquinas de cada habitación y déjalos actuar durante 48 horas para que absorban todas las energías negativas. Este ritual es ideal para cuando te acabas de mudar y quieres desechar todas las energías de los antiguos propietarios. 

De igual forma, es muy útil cuando hay personas enfermas en casa o se están generando muchos conflictos entre los miembros de la familia.

  • Música para limpiar la casa de energías negativas

La música permite generar sensaciones en el ambiente y hasta puede influir en tu estado de ánimo dependiendo del tipo de música que escuchas. Por esta razón, cualquier momento puede ser idóneo para escuchar una música que ayude a relajarte. Por ejemplo, cuando realizas una limpieza espiritual de casa moviendo los muebles del lugar, puedes poner música relajante, con sonidos de la naturaleza y mantras que ayuden a limpiar las energías.

En Youtube existen millones de listas de reproducción con música relajante, capaz de activar energías positivas en el ambiente. Por otro lado, algunos guías espirituales recomiendan también utilizar un instrumento musical como maracas, un tambor o una campana para recorrer todas las habitaciones de la casa, haciendo sonar el instrumento. Dichas vibraciones permiten la fluidez de la energía, evitando la acumulación de carga negativa en los espacios de tu hogar. 

Aprende cómo sacar las malas energías de la casa

No es necesario llamar una curandera frecuentemente a tu casa, porque con rituales simples puedes mantener una energía positiva y fluida en tu hogar.

Además, en la naturaleza encuentras aliados para aprender cómo quitar energías negativas en tu hogar y trabajo para que nada perturbe tu paz. Uno de ellos es el ancestral palo santo para limpieza energética que puedes adquirir en tiendas naturistas. La forma de usarlo es como incienso, por lo que puedes encender la madera con un fósforo, dejándolo quemar durante unos 30 segundos antes de empezar a soplarlo para que libere humo.

La idea es esparcir el humo por la sala, todas las habitaciones, armarios y esquinas, haciendo que el aire se llene del humo y aroma del palo santo. Al terminar el recorrido, coloca el palo santo en un envase de metal y deja que se apague. 

Si no quieres realizar este ritual en tu oficina, puedes colocar plantas de interior que absorban malas energías. Tal es el caso del aloe vera, las orquídeas y hierbas aromáticas como la hierbabuena o la lavanda. Además, aportarán un toque decorativo lleno de vida a tus espacios, al mismo tiempo que favorece la energía positiva en tu casa o lugar de trabajo. 

Y si crees que no eres muy bueno para cuidar las plantas, siempre puedes aprovechar sus aceites esenciales con ayuda de los difusores de aromaterapia, por lo que puedes comprar esencia de lavanda, aceite esencial de romero, tomillo o eucalipto y ambientar tus espacios con estos aromas. Seguramente, te ayudarán a relajarte, drenar todas las vibraciones negativas y ayudarte a mejorar tu absorción de energía limpia. 

Además de hacer todas estas cosas, también es importante que cambies tu forma de pensar, evitar reaccionar de forma negativa a todo lo que te rodea y practicar el agradecimiento diariamente. No necesitas profesar ninguna religión para agradecer por un nuevo día, por las comodidades de tu hogar, tener un empleo, salud y lo necesario para estar bien. Con estos pequeños hábitos solo vas a atraer cosas buenas a tu vida. 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS